Ácido fólico en mujeres embarazadas reduciría riesgo de niños con autismo

ZZ44E99D9FPresente en las legumbres, los vegetales de hoja verde como la espinaca, cereales fortificados, frutos secos y semillas de girasol, el ácido fólico, es recomendado a las embarazadas durante el primer trimestre de su embarazo como manera de prevenir deformaciones en la placenta que supondrían un aborto, defectos de nacimiento en el cerebro (anencefalia) y la columna vertebral (espina bífida).

Ahora un estudio realizado en Noruega sobre un universo de 85.000 mujeres encontró que las que tomaron ácido fólico antes de quedar embarazadas, disminuyeron en hasta un 40% las posibilidades de tener hijos que luego desarrollaron autismo.

Para beneficiarse, las mujeres deberían comenzar la ingesta de esta vitamina por lo menos cuatro semanas antes del embarazo y seguir tomándolo por la siguientes ocho primeras semanas de desarrollo del bebé. La reducción de riego de austismo está limitada a formas severas de este desorden y no por ejemplo al sindrome de Asperger.

Link: Folic Acid For Pregnant Mothers Cuts Kids’ Autism Risk (NPR)